ARTESANIA EN FIELTRO: Un material versátil y de gran calidad – Hablemos del fieltro

artesania en fieltro artesania en fieltro

Artesania en fieltro

El fieltro es un tejido que no tiene costuras ni tramados. La materia prima que se utiliza para fabricar el fieltro es la lana de oveja. Son sus propiedades: la finura, el rizado, la longitud, la elasticidad, la existencia de una superficie escamosa y su capacidad para hincharse, las que la hacen particularmente adecuada, para la fabricación del fieltro. Solamente la lana tiene una predisposición natural para su fabricación.

El fieltro artesanálmente producido se caracteriza por la tendencia natural que tienen las fibras de lana para enredarse, con la acción conjunta de: calor, humedad, presión y golpes repetidos. La cohesión de sus fibras no es realizada por adhesivos o agentes de unión, ni por ninguna ligadura o tejido. Este material puede moldearse a voluntad, aplicando calor y presión, por lo que es ideal para hacer sombreros o para forrar piezas de vestir. Se puede tintar, sin que se dañen sus fibras, por eso lo podemos encontrar en una gran variedad de colores. Es un buen aislante que, al ser transpirable, protege del frío y del calor, no solo ofrece una buena protección térmica, también mecánica, acústica e incluso, frente a las agresiones del medio ambiente, al mismo tiempo, es un material muy ligero y fácil de manipular.

El fieltro es un material ecológico y sostenible, tanto en la obtención, como en la fabricación, que permite el reciclado y su impacto ambiental es insignificante. Hoy es considerado un producto estético, que permite infinidad de posibilidades decorativas y de diseño, y es un medio de expresión artística, con el que se pueden crear infinidad de piezas únicas e irrepetibles: carteras, colgantes, letras, números, broches, monederos, etcétera.

Los cuidados de las prendas de artesania en fieltro son los mismos que requiere la lana. Es un material fácil de cortar, pegar y coser y sus utilidades, son múltiples. Así, podemos utilizar el fieltro para: personalizar la ropa, tapar desgarrones, crear juguetes, animales y muñecos, crear adornos para el hogar, y artículos de ropa y abrigo, como las mantas, alfombras, calcetines, botas o sombreros.Se utiliza en la fabricación de zapatos, como refuerzo y protección, de las suelas y las plantillas interiores.

El fieltro se fabrica en la actualidad de manera industrial y los materiales de los que está compuesto, no son solo de lana, se han añadido fibras sintéticas, que consiguen un fieltro más regular y el abaratamiento de su precio.

¿Quieres compartirlo?

0 Opiniones

Deja tu opinión

Tu email no será publicado